“Austericidio” mediático

sala_de_prensaNo solo las economías nacionales están cayendo en el ya llamado “austericidio” para controlar el déficit e intentar dar soluciones a la crisis. No solo las autonomías y ayuntamientos han ajustado todo lo posible el gasto para cuadrar los números que exige Europa. En Día Mundial de la Libertad de Prensa quizá es conveniente poner sobre la mesa el “austericido” mediático.

La crisis y la reducción de ayudas públicas han azotado los medios de comunicación y les están obligando a reinventarse.  Sin embargo, este redimensionamiento de sus gastos se está produciendo en la mayor parte de los casos  a costa de las plantillas y el aumento de carga de trabajo de los profesionales que conservan su empleo. Estos ajustes están pasando de ser un problema sectorial de la prensa, a una merma de nuestra calidad democrática.

Sin periodistas no hay periodismo. Con muchos menos periodistas en las redacciones no se puede hacer lo mismo. La calidad de la información cae en picado y con ella la credibilidad de la profesión entre los ciudadanos. La precariedad laboral en el periodista supone ser más frágil ante las presiones, una pérdida de la independencia vital para desarrollar un periodismo digno.

Los medios de comunicación no admiten el “austericidio” al que están siendo sometidos. Al menos, si queremos que sean el contrapoder necesario a los poderes políticos y económicos.  Si queremos que informen a los ciudadanos con rigor y veracidad de lo que sucede y que les den voz en sus denuncias. Si queremos que el periodismo siga investigando y sacando a la luz los desmanes del poder.

La Libertad de Prensa en otros lugares del planeta significa luchar contra la censura o que los periodistas sean asesinados por informar sobre la realidad. Aquí la lucha está a otro nivel, pero no es una batalla menor para la salud de la democracia. Nos jugamos el futuro de un periodismo digno, donde sus profesionales tengan capacidad para desarrollar su trabajo sin trabas y con los medios necesarios.

El “austericidio” económico impuesto por Europa ataca los servicios básicos y con ellos algunos de nuestros derechos. El “austericidio” mediático atenta contra el derecho Constitucional a una información libre y veraz. Parece que en lo económico la tendencia comienza a cambiar, ojalá lo haga también en lo mediático antes de que sea demasiado tarde.

Anuncios

Un comentario sobre ““Austericidio” mediático

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s